Hasta un 40% menos:

“Magallanes merece normativa de conversión a gas para autos particulares”

El presidente del Sindicato de Enap, realizó un llamado a las autoridades y parlamentarios a pronunciarse sobre el tema y legislar siguiendo los ejemplos de Perú, Argentina, Colombia y Australia entre otros países.
Foto A

El tema de la conversión de autos particulares a gas ha sido un tema de años en la Región de Magallanes. Es por ello, que el presidente del sindicato de trabajadores de Enap, Alejandro Avendaño, señaló que hoy solo pueden acceder a uso de este combustible, los vehículos de transporte público y vehículos comerciales que se encuentran certificados y autorizados por el ministerio de transporte, los autos no deben tener más de cinco años de antigüedad en la región metropolitana y siete años en el resto de las regiones del país. A modo de ejemplo, Avendaño, declaró que en “Punta Arenas llenar un estanque de 16 metros cúbicos con gas natural comprimido GNC, cuesta $3.700 y un automóvil puede recorrer en promedio 200 kilómetros”.

El líder de los petroleros, realizó un llamado a pronunciarse y legislar sobre esta materia de tanta importancia para los habitantes no tan solo de la región sino que también del país, ya que hoy no quieren eliminar el impuesto específico a los combustibles que alcanza los 269 pesos por litro, ni menos acceder a liberar el uso del gas en los automóviles particulares. A modo de ejemplo, Avendaño, nombró las experiencias de Perú donde circula diariamente 1 millón de automóviles a gas y en Argentina esa cifra supera los 3 millones. “En Chile, sólo tenemos 35 mil autos dado que la restricción existente no permite a los automóviles particulares usar el gas como combustible. En el mundo circulan 30 millones de vehículos a gas siendo un combustible alternativo a la gasolina, que resulta muy conveniente, altamente seguro, limpio y mucho más económico para el bolsillo de los vecinos y vecinas de Magallanes”, enfatizó Avendaño.

El representante de los trabajadores indico que se explique las razones del rechazo a la utilización de esta norma para los magallánicos, tratándose un tema netamente de voluntad política de la autoridad de turno, ya que no existe razón técnica valedera para que nuestra región y país no pueda acceder a que particulares puedan convertir autos al uso de gas. “El gas vehicular en la actualidad es el mejor combustible en el campo energético, por su bajo nivel de contaminación y bajo costo, se trata de un combustible altamente tecnológico, probado y certificado que cumple con todos los estándares de calidad y seguridad”, pero la razón no es otra nuevamente en golpear a los ciudadanos más esforzados que somos hoy quienes financiamos al estado anualmente en 2500 millones de dólares con el pago del impuesto específico a los combustibles y el gobierno de turno ve que al autorizar masivamente el uso del gas dejaría de recaudar una cifra importante por este concepto del impuesto específico que hoy recauda a través de las gasolinas, aquí la mirada nuevamente es económica y perjudicial para los ciudadanos y no como debiera ser de una mirada netamente social”, declaró Avendaño.

Finalmente, Alejandro Avendaño, enfatizó que como sindicato de trabajadores de Enap levantan esta bandera de lucha por el bienestar de los habitantes de nuestra región y hacemos un llamado público a las autoridades y a los parlamentarios a retomar este tema en el Congreso, sabiendo que tibiamente en el parlamento se ha querido avanzar en este tema, pero ha quedado dormido, siendo que en Magallanes tenemos la materia prima donde hace poco Enap anuncio el resultado del servicio geológico de Estados Unidos (USGS) que indica que tenemos como reserva de gas 8,3 TCF (trillones de pies cúbicos), como referencia para garantizar el gas para toda la región de Magallanes por 20 años se necesita solo 0,7 TCF, por lo que debiéramos ser los primeros en la cual se flexibilice la normativa y que esta tecnología como lo es el uso de gas pueda ser utilizada por cualquier persona y no siga limitada solo al uso de los vehículos de transporte publico y así tengamos un alivio en el ahorro del combustible ya que hoy usar el automóvil no es un lujo, sino una necesidad que lleva a los ciudadanos a gastar gran parte de su presupuesto mensual, señaló el líder sindical de los petroleros.

 

FUENTE: ALEJANDRO AVENDAÑO, PRESIDENTE DEL SINDICATO DE ENAP.